miércoles, marzo 14

Una tabla para lo "ya contado"

Desde la perspectiva de algunos críticos literarios, en el mundo de la narrativa ya todo está contado. Cuando escuché ésto no fue posible evadir una sensación de desánimo.


Creo que todo se puede contar y seguirá contándose, siguiendo el principio que usó Gabo en Crónica de una muerte anunciada.


En este relato lo interesante no es qué pasa, sino cómo pasa. Las maneras y los detalles constituyen un arsenal para la literatura que quiere salvarse de la repetición.

Y por supuesto, el mundo de las noticias una que otra vez trae sorpresas que pueden cohabitar en el pueblo de la imaginación, donde las ideas se saludan a diario por las banquetas del lenguaje.

2 comentarios:

Eleonaí dijo...

Hola Ave:

Gabo cuenta las historias de una manera excepcional. Describe el ambiente que te va rodenado, surgen los vapores, escribe él, de ese ambiente, y alli transcurre la historia relatada.

Saludos.

Juana Gallo dijo...

Una de sus novelas donde no hay realismo mágico... una de mis favoritas.

Saludos